Acciones cotizando en varios mercados ¿Qué es un ADR?

Quizá alguna vez hayas visto que una misma acción cotiza en varios mercados. Por ejemplo, las acciones del Banco Santander cotizan en nuestro Mercado Continuo y también en muchos otros:

También hay ejemplos al revés, si seguís un poco el mercado continuo, veréis que hay algunos valores llamativos como Arcelor Mittal o Airbus Group.

Quizá alguna vez os hayáis preguntado ¿por qué pasa esto? o ¿para qué nos sirve? hoy vamos a intentar aclarar todas estas preguntas.

Si habéis visitado los links que hemos dejado a wikipedia, quizá hayáis caído ya en uno de los motivos por los que pasa esto. En muchas ocasiones, cuando se produce una OPA sobre una empresa cotizada, la empresa compradora aprovecha la relevancia en el mercado local para emitir nuevas acciones o cuando no compra el 100% del capital, mantener parte de la sociedad local cotizando, entre otras opciones.

En otras ocasiones, existen otros motivos tanto comerciales como estratégicos, como es el caso de los ADR, pero… […]

Leer más

El Dividendo y los Aristócratas del Dividendo

En la última entrada comentábamos la existencia de un grupo de empresas conocidas como los “aristócratas del dividendo”, antes de hablar de ellas quizá te estés preguntando ¿qué es eso del dividendo? vamos a intentar explicarlo:

Imagínate que eres dueño de una empresa, y después de un año de actividad, miras los ingresos y gastos (incluyendo tu nómina como directivo de la sociedad) y queda un resultado positivo, la empresa ha ganado más de lo que se ha gastado, te ha pagado la parte que determina tu contrato y todavía sobra dinero. Como dueño que eres de la empresa, ¿cómo te lo llevas a tu bolsillo? ahí entra el pago de dividendos.

Si coges el resultado de la sociedad y lo repartes entre el número de acciones, a cada acción le toca una parte del resultado de la empresa. De ese beneficio, puedes repartir el total, no repartir nada o repartir una parte y dejar un remanente en la empresa para el futuro.

¿Fácil no? al menos sobre el papel, porque en la práctica hay fórmulas que pueden engatusar al inversor que únicamente se fija en el dividendo, por ejemplo: la empresa puede pedir dinero prestado para pagar a los accionistas, de forma que reparte más de lo que realmente ha ganado, puede pagar mucho un año para cortarlo al año siguiente o la empresa puede decidir aumentar el […]

Leer más

elección de activos

¿En qué empezar a invertir en Bolsa?

Si estás pensando en empezar con esto de la bolsa y ya has visto nuestros consejos, aquí va otra recomendación: busca invertir de manera sencilla. ¿Qué quiero decir con esto? que hay activos de mucha calidad, diversificados y al alcance de todos que te van a permitir automatizar al máximo tus inversiones. Por regla general, el elegir las acciones o productos en los que inviertes (concepto también llamado stock picking o asset allocation) suele acabar perjudicando al inversor más que beneficiarle, pueden complicar mucho tus obligaciones fiscales y muy raramente se consigue batir al índice de referencia, incluso siendo “profesional” (si no te lo crees, investiga a partir de esta noticia) ¿Qué podemos hacer entonces? La respuesta es sencilla, aunque como todo en economía y en la bolsa, nos gusta ponerle nombres raros para que suene mejor: tenemos que “indexarnos”.

Indexarse no es más que comprar o invertir en todos los activos que componen un índice concreto (S&P, Ibex, MSCI world… hay miles) y en la proporción exacta del peso que tienen esos activos en el índice. Posiblemente te estés preguntando cómo puede hacer eso un pequeño ahorrador, pero hace varias décadas que un señor llamado John “Jack” Bogle solucionó este problema creando la llamada “gestión pasiva”.

Estos gestores crean fondos o ETFs (fondos cotizados que compras y vendes en el mercado) que no buscan elegir acciones baratas o las mejores según el momento, ellos replican el comportamiento de un índice. Esto facilita enormemente nuestra inversión ya que podemos automatizar del todo el proceso y olvidarnos de seguir el mercado, “keep it simple”, al menos hasta […]

Leer más

normas y recomendaciones básicas

¿Qué tengo que tener en cuenta para empezar a invertir?

A lo largo de los años como inversor, he ido cometiendo muchos errores: he hecho compras de forma compulsiva, en caliente, me he dejado llevar por el sentimiento del mercado, he posicionado mucho dinero en un sector concreto, etc. Por suerte, la mayoría de estos errores suelen pasar desapercibidos porque el mercado a veces da respiros y no te coge a pie cambiado, pero sé que cometeré errores nuevos en el futuro y que es importante aprender del pasado para evitar repetir esos comportamientos, que al final, nos alejan de nuestros objetivos.

Resultado de esos errores, hay 4 recomendaciones o reglas básicas de inversión que a día de hoy intento tener siempre presentes y que creo que son una buena base tanto si se está empezando en bolsa como si ya se tiene experiencia:

Diversificar: esta palabra técnica en lenguaje coloquial vendría a ser el clásico dicho de… “no pongas todos los huevos en la misma cesta”. Con el concepto “diversificar” lo que buscamos es repartir el riesgo de hacer una mala elección, por lo que hay que entenderlo en un sentido amplio, por ejemplo, no basta sólo con tener BBVA, Santander, Caixabank… si todos son bancos europeos, ya que estaremos totalmente expuestos a los vaivenes del sector bancario, a los problemas del euro, a los tipos de interés que marque el BCE, a la política europea en general, etc. por lo que tenemos que […]

Leer más